Actualidad

Gran apoyo del Estado de Carolina del Norte a los Juegos Ecuestres Mundiales WEG, de 2018

Con una asistencia que se espera que sea superior a las 500.000 personas, el espectáculo de 12 días de campeonatos ecuestres es uno de los eventos más importantes en el calendario deportivo global y será el mayor evento ecuestre en la historia de Carolina del Norte, puesto que se celebrará en el centro de Tryon, del 12 de septiembre al 23 de septiembre.

Para anunciar la cuenta atrás, se ha publicado el video “Destino Tryon”, para dar a conocer el entorno y la región donde se ralizarán los juegos. Antes de ser elegidos como sede de los próximos WEG, Polk County en Carolina del Norte, era la joya desconocida de los bucólicos Blue Ridge Foothills, bordeando Carolina del Sur.

Rodeado por grandes montañas y pintorescas colinas, el área está ubicada a una hora de las principales ciudades como Asheville y Charlotte en Carolina del Norte y Greenville en Carolina del Sur. Esta comunidad rural, se une ahora a la liga de destinos emblemáticos de todo el mundo – como Normandía, Estocolmo, Roma y Aquisgrán – para acoger los campeonatos más distinguidos del deporte ecuestre.

En su promoción, los WEG 2018 se centran en el amor a los caballos para atraer una mayor atención al deporte ecuestre y captar a un público más amplio de entusiastas del caballo a nivel mundial, destacando el papel importante que los caballos han jugado a lo largo de la historia de la humanidad.

El Presidente de la Federación Ecuestre de Estados Unidos está convencido de que “Tener los Juegos en los Estados Unidos nos da la oportunidad de compartir el deporte ecuestre con millones de estadounidenses de una manera que ayudará a crecer participación y participación en todos los deportes ecuestres en este país”.

Se espera que los Juegos tengan un tremendo impacto económico tanto en el oeste de Carolina del Norte como en el estado de Carolina del Sur. Los anteriores WEG celebrados en Normandía (FRA) en 2014 tuvieron un impacto económico estimado de $ 400 millones y atrajo a 575.000 espectadores.

Los FEI World Equestrian Games, que se celebran cada cuatro años alternando con los Juegos Olímpicos, combina los campeonatos del mundo de salto, doma y doma para-ecuestre, completo, enganche, reining y raid, todos en un evento masivo de 12 días de duración.